Mis ahijados

publicado en: Momentos | 3

Siempre he traducido la palabra ahijado al inglés como God son, hijo de Dios, pues como entiendo, en el sacramento del bautizo en la religión católica, los padres escogen como padrinos, a personas que puedan guiar a sus hijos en el camino de la vida. Para mi es simple: son los hijos que nos da Dios.

He tenido la fortuna de ser ahijada de Jesús y Josefina (QEPD) a quienes agradezco por tenerme siempre en sus oraciones, en sus pensamientos y en su corazón. También he sido escogida como madrina; hace 15 años de Andrés Preciado Cortez y hace 4 de Juan Andrés Correa González y la experiencia, en los 2 casos, ha estado llena de amor, protección y sobre todo muchas risas, alegría y magia.

A mi ahijado, Juancho, como le decimos de cariño, quiero decirle que lo amo profundamente desde el día en que supe de su existencia y aún, sin saber que sería escogida para tan alto ministerio, supe que nuestra relación sería única y llena de gracia. Tu voz resuena en mis recuerdos y vibra en mi corazón. Quiero enviarte desde aquí toda la fuerza para seguir creciendo, toda la luz para que crezcas sano y toda la chispa para que sigas siendo un niño feliz y “bomista” como tu mismo dices.

[singlepic id=46 w=320 h=240 float=]

A mi ahijado, Andrés, quiero decirle, aunque todo esto ya él lo sabe, que su vida cambió la mía y la llenó de alegría y entusiasmo. No podría ser lo que soy y estar donde estoy sin un Andresito en mi historia. Yo también te extraño, así que siénteme a tu lado cuando me necesites. Escríbeme y cuéntame de tus cosas. No hay nada pequeño en la vida y todas las situaciones son importanes, así que si necesitas ayuda siempre estoy dispuesta a ayudarte y a aconsejarte. Lo más importante ahora, es aprender a no poner en riesgo tu propia vida y la de los demás (cuidate y demuestra que sabes cuidarte para que te sientas tan libre como deseas. La libertad no es externa, es interna y no hay necesidad de demostrársela a nadie).

[singlepic id=47 w=320 h=240 float=]

A mis amores, mis maestros, mis “niños” hermosos de juegos y risas, de agua y de luz; a mis hijos de Dios, todas mis bendiciones, toda la luz, toda la sanación y todo el amor.

3 Respuestas

  1. Claudia Gonzalez

    Es mi honor y privilegio que aceptaras ser la madrina de mi hijo, y aunque era un pacto intrinseco entre las dos desde siempre, siento que es afortunado de tenerte … y si mi destino fuera partir prematuramente te lo entregaría de nuevo como ese dia para que lo sigas guiando hacia el amor, hacia la luz, hacia la verdad , hacia Dios
    Te amamos mucho

  2. Luze

    MariaE.
    Es tan grande el sentir y tan hermoso ¡¡¡¡
    Namaste¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

Deja un comentario