Fue entrar en un mundo nuevo, sí en el mío.

publicado en: Opinión | 0

mundo
Debo de reconocer que el Yoga me atrapó en los primeros 10 minutos de práctica!!!  Fue entrar en un mundo nuevo, sí en el mío. Y eso es precisamente lo que atrapa y cautiva, es esa libertad de decidir que tan lejos quieres llegar con tu cuerpo, mente y corazón, entrar a un estado de conciencia. 
María Elisa me enseñó que al final todos somos seres creativos y perfectos, nadie es igual que tú y jamás lo será, me ayudo a conocer mi mundo, a dejar afuera mis egos y prejuicios y que disfrutara de mi y eso se refleja en mi exterior, no importa si no puedes tocar los pies con tus dedos lo importante es, ¿que sentimiento me genera? frustración, enojo, envidia o ganas de querer más, de lograr mi objetivo de ver hacia adelante sin juzgarme y sin miedos.
Namaste.

Por Natacha Verde.

Deja un comentario