Creo en ti… sin nombre

publicado en: Artículos, Momentos, Opinión | 0

Y ahí estás cuando veo el mar y entiendo la sincronía, cuando experimento el poder de mis pensamientos, cuando veo las flores en los árboles de agosto, la lluvia mojar el pasto seco, cuando siento el aire invadir mis pulmones por completo. Cuando a pesar de todo las personas sonríen, cuando oigo niños cantar, cuando en un piano suenan melodías de amor. Creo en tí cuando se que se puede perdonar y comenzar de nuevo. Cuando siento esa fuerza dentro de mi que me despierta todos los días con ganas de dar, de aprender más, de conquistar mis sueños.

Ahí estás siempre, no desapareces, no te preguntas el porqué de tu existencia, solo estás, desde siempre, vigilante, perfecto, protector, inteligente. No se ni como llamarte porque te han puesto muchos nombres pero se que iluminas para todos los que queremos ver la luz, se que irradias abundancia para todos los dispuestos a entenderla. Creo en tí, en tu misteriosa exactitud con la que haces que el sol salga todos los días y las plantas crezcan y los niños nazcan.

Permanezco en ti mientras confío y suelto, mientras me doy cuenta del poder inmenso, infinito y magnífico que me has dado de ser, de entregar, de vivir en misión, cuando entiendo qué es ser libre en su máximo sentido, cuando en unión contigo, en perfección absoluta siento mi corazón guiándome hacia mis sueños, cuando entiendo que el poder de la mente no es nada sin el poder del corazón que es lo que eres, lo que habitas, lo que quieres que todos descubramos.

dsc01947

 

 

Deja un comentario